Warhammer 40,000: Imperium, de Salvat. Fascículos #21 y #22

Bueno bueno, qué ganas le tenía a estas entregas con las que POR FIN nos llegan tropas de una nueva facción, el misterioso y poderoso Adeptus Mechanicus, que desde la Octava Edición de Warhammer 40,000 ha cobrado una nueva dimensión en cuanto importancia en el lore, ya que gracias a la tecnología desarrollada por el bueno de Belisarius Cawl tenemos de vuelta a Roboute Gulliman, además de la creación de los Marines Primaris. Vamos a ver qué traen estos dos números tan ricos de la fantástica colección que es WARHAMMER 40,000: IMPERIUM, que nos llega como siempre de la mano de Salvat. 


  • 10 Exploradores Skitarii: Los soldados de primera línea del Adeptus Mechanicus, equipados con una gran variedad de armas. El líder con arma cuerpo a cuerpo y pistola, otro con arcabuz transuránico, otro con arma pesada de plasma, y el resto con fusiles galvánicos, aunque hay otra opción de motaje. Al igual que las cabezas, que tenemos los encapuchados, y también los cascos.
  • Fascículo 21: Incluye fichas de datos de los Skitarii, lore del Adeptus Mechanicus, un relato llamado «La perdición Carmesí, por supuesto también tenemos la parte de cómo montar a nuestros exploradores, nuevas reglas, y una nueva misión llamada «Defensa Orbital», en la que nuestras fuerzas necronas tendrán que apoderarse de un Bastión Imperial.
  • Fascículo 22: Lore sobre las Flotas de Exploración del Mechanicus, la Dinastía Sautekh de los Necrones, seguimos con el relato «La perdición Carmesí», aprendemos a pintar a nuestros Skitarii y aprendemos a usar sus armas, y una nueva misión llamada «Detener a los invasores» en la que nuestros exploradores tendrán que defenderse de una oleada de Necrones.

Y ahora, vamos a ver qué tal nos han quedado montados y pintados estas minis.


Si algo tenía claro antes de empezar a pintar, es que quería unos Skitarii SUCIOS. Tal vez no para llegar los límites del estilo grimdark, pero que no parecieran recién salidos de la fundición. Estos exploradores han librado mil batallas, y su planeta natal, Marte, está lleno de tierra y polvo, así que, todo bien gastadito y polvoriento.

Primero aplico una imprimación gris, con un posterior baño de Agrax Earthshade. Después dos capas de pincel seco, una con blanco hueso, y otra con blanco mate. Ya tenemos la base para aplicar pinturas contrast.

El cotrast cada vez lo uso más diluido con un pelín de agua. Rojo Ángeles Sengrantos para la ropa, Negro Templarios Negros para la armadura (efectivamente, no he usado NI UN color metálico), y por último algunos detallitos como cables, antenas, o sellos. Y sí, es el mismo verde que uso para los Necrones. El azul no es contrast, ahora os cuento.

Para los ojos, armas, luces, botones, detalles de las armas, y algún que otro cable, he aplicado un azul de Macragge, al que luego le he dado con un poco de pincel seco mezclando el mismo azul con blanco mate. Pincel seco también, pero con un gris azulado, al negro de la armadura y las armas.

Ya los podría haber dejado así, pero decidí añadir a las partes de la armadura de forma co,pletamente anárquica, Kabilite Green muy diluido, para que simule oxido. Y el toque final lo ponen los pigmentos, que he aplicado en seco, sobre todo a las piernas y la parte baja de las túnicos.

Las peanas como podéis ver, son diferentes de las que hemos realizado hasta ahora, aunque la técnica es la misma, Trozos de corcho y gravilla pegados con cola, y cuando seca, una base gris, pigmento diluido, y luego pincel seco con el mismo gris de la base, y otra capa de ese gris mezclado con blanco.

¿Qué tal? Yo la verdad es que he quedado MUY contento, y tengo muchísimas ganas de pintar más tropas del Adeptus Mechanicus. Nos vemos en un ratito amigos, que hoy publicaré varias cosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.