Warhammer 40,000: Imperium, de Salvat. Fascículo #7

Qué, no esperabais verme de vuelta tan pronto con esta maravillosa colección que es WARHAMMER 40,000: IMPERIUM, de la mano de Salvat, ¿verdad? Bueno, la explicación de mi tan rápida reseña no es otra que esta vez no hay miniaturas que pintar. Lo cual es normal, ya que en el anterior fascículo recordemos que tuvimos tres Agresores Primaris + 1 pintura. Sólo los agresores ya son más de 40 euros en tienda oficial, y la pintura (Abaddon Black), 3,60 euros. De locos…

En esta ocasión el botín es menor, pero no por ello malo, ni muchísimo menos. Os cuento qué incluye esta séptima entrega:


Fascículo 7 + 3 Pinturas

  • 3 botes de pintura: Mechanicus Standard Grey, que me va a venir de perlas para iluminar las armaduras de mis Templarios Negros. Corax White, ideal para cráneos, tabardos, o sellos de pureza. Y Retributor Armour, perfecto para adornos como auras, colgantes, etc. Todos ellos del tipo BASE. 12 euros en tienda oficial. Not bad.
  • Fascículo 7: Tablas generadoras de nombres y títulos para los Ultramarines y los Necrones, por si os quedáis sin ideas. Más trasfondo sobre la Era Indomitus, el Imperio Resurgente bajo el mando del Primarca resucitado Roboute Guilliman, cómo pintar detalles de Marines Espaciales con nuestras recién adquiridas pinturas, y una nueva misión llamada “Los Necrones resurgen”, en la que enfrentaremos a Guerreros Necrones contra Intercesores de Asalto, y aprenderemos nuevas reglas.

Por otro lado, no corresponde a este fascículo en concreto, pero como se trataba del tercer envío (entregas 6, 7 y 8), desde Salvat han incluido el kit de modelaje Citadel, que viene con todo lo que necesitamos para empezar a construir nuestros ejércitos de Warhammer 40,000. En este caso un bote de pegamento para plástico Citadel, de muy buena calidad, unas indispensables tenazas de modelismo para cortar las piezas de las matrices sin dejarnos los dedos, y una cuchilla muy útil para quitar la rebabas de nuestras minis sin destrozar estas. Todo esto tiene un valor aproximado de 20 euros. Buen regalo.

Y eso es todo por hoy. Espero que os haya gustado también esta entrega, menos espectacular, pero muy práctica, ya que no todo es cosechar minis, si no tener material para dejarlas bien bonitas. Nos vemos pronto con el siguiente fascículo en el que vuelve un clásico de los Necrones… ¡Adiós, amigos warhammeros!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.