Reseña: Fairy Tail Integral #17 (Hiro Mashima), de Salvat

Ojo ojo ojo que llegamos a decimoséptimo tomo de Fairy Tail Integral. Y creedme, es para estar nervioso porque nos quedamos colgadísimos en el anterior y creedme, el clímax del arco de la Isla Tenrou es uno de los puntos de inflexión de la obra.

Y es que, recordemos, nos quedamos en mitad del combate entre Fairy Tail y el temible Hades, que sigue sin poner las cosas fáciles a Natsu y compañía. Pero el final de este combate sólo retrasa mínimamente lo inevitable. La profecía del fin de una era en forma de dragón abismal. Y parece que esta vez es también el fin del gremio tal y como lo conocemos.

Así pues, nos encontramos a mitad del tomo con un timeskip de, poca broma, siete añazos, que comienza con Romeo mirando al mar… y prefiero no seguir. Es mejor que si estáis leyendo esta colección os emocionéis vosotros mismos con lo que viene.

A estas alturas de la obra, Hiro Mashima está en plena forma y lo demuestra de forma constante con un dibujo super dinámico y muy sólido, y con muy buen ritmo a la hora de llevarnos de la mano a través de las viñetas.

En el terreno de los extras, aparte del poster y las páginas a color, tenemos una de las historietas más celebradas, Fairy Hills, que traslada a Lucy, Elsa y el resto de magas del gremio a una residencia femenina en la que, os podréis imaginar, prima el enredo y el fanservice. No es de mis preferidos, pero es tan popular que incluso se adaptó a una OVA en su momento.

Así que, como siempre os digo, no os perdáis la mejor forma de leer Fairy Tail a día de hoy, solo por 12,95€ en cualquier quiosco, cortesía de Salvat.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.