Reseña: THORGAL. INTEGRAL 5 (Grzegorz Rosinski y Jean Van Hamme)

Recientemente traíamos a la Reserva uno de los álbumes recopilatorios más interesantes publicados recientemente. Me estoy refiriendo al Integral 4 de las aventuras de Thorgal, gracias al cual pudimos acompañar a nuestro no-vikingo favorito en un sinfín de aventuras por las tierras del norte… ¡incluso a través del tiempo!.

 

Dicho integral, que concluía con el nacimiento de Loba, la hija de Thorgal y Aaricia, marcaba también el ecuador de la etapa guionizada por su creador, Jean Van Hamme, que en aquel momento se encontraba posiblemente en uno de los puntos más dulces de su carrera con sus series Thorgal, XIII y Largo Winch en lo más alto del panorama del cómic francobelga.

 

Podríamos decir que si el anterior fue el volumen de la consolidación de la serie, en este Thorgal (Integral 5) asistimos a su madurez, tanto en lo narrativo como en lo artístico. El trabajo de Rosiński a los lápices continúa rayando a un altísimo nivel mientras sigue deleitándonos con unos paisajes, ya sean bosques, pantanos, fiordos helados, mares tempestuosos o desiertos extradimensionales tremendamente detallados y llenos de vida. Tampoco decae el mimo con el que el dibujante polaco trata a los diferentes personajes, tanto los nuevos como el gran número de los que repiten desde prácticamente todos los álbumes anteriores.

 

Por su parte Van Hamme se enfrenta, con éxito, al terrible momento del ¿y ahora qué?, tan frecuente en las series de larga duración. Uno de los síntomas más evidentes de que una obra ha alcanzado la madurez reside en haber sido capaz de crear una mitología propia en la que sustentarse y sobre la cual seguir construyendo. Y es precisamente esta mitología, esta base de historias y personajes alrededor de Thorgal lo que va a permitir al autor belga definir el punto de inflexiónen el destino del héroe nórdico que vamos a encontrar en la saga de Shaïgan, que arranca en este volumen.

 

El Integral 5 que tenemos entre manos recoge los álbumes 17 a 20 de las aventuras del hijo de las estrellas y mantiene todos los elementos que siempre la han caracterizado: aventura, acción y honor se dan la mano en una equilibrada mezcla de aventuras, magia y ciencia ficción que no solo no nos dejará indiferentes, sino que además nos hará contar los días hasta la publicación del siguiente tomo…Un integral marcado por el regreso de uno de los personajes más interesantes creados por Van Hamme: la inimitable, amada y odiada a partes iguales, Kriss de Valnor.

 

Los álbumes incluidos en este integral son los siguientes:

 

La guardiana de las llaves

 

Este relato sirve de puente entre el nacimiento de Loba, al final del Integral 4de esta misma colección, y la nueva saga que arranca en el siguiente álbum. Cuando todo parecía tranquilo y estable en la vida de Thorgal, el destino le pondrá una vez más a prueba con el regreso de un antiguo enemigo transformado esta vez en su doppelgänger que tratará de ocupar su lugar tanto en el seno de su propia familia como a los ojos de la sensual Guardiana de las Llaves en el Segundo Mundo, que regresa junto con el simpático Tjahzi desde el Integral 1.

 

La espada-sol

 

La saga de Shaïgan arranca en este relato cuando Thorgal, con la noble intención de proteger a su familia, decide dejarla atrás y embarcarse en una cruzada personal para tratar de conseguir que los dioses se olviden de él y pueda llevar una vida normal junto a su familia. Su camino volverá a cruzarse con el de la carismática y exuberante Kriss de Valnor, con la que tendrá que aliarse para liberar a un grupo de campesinos del yugo del tirano local. Quién iba a decirle que ese reencuentro iba a cambiar su destino para siempre…

 

La fortaleza invisible

 

La historia en la que todo cambia. Sin duda el punto álgido de este integral y posiblemente una de las historias más relevantes e introspectivas de toda la colección. Thorgal conocerá, en sueños, a la misteriosa anciana Alayin, que le revelará el único camino para borrar su nombre de la memoria de los dioses. Un camino que obligará a nuestro héroe a confrontar su pasado y que, como todo lo que tienen que ver con los caprichosos dioses, viene con un altísimo precio.

 

La marca de los desterrados

 

El primer cambio provocado por el impactante final de La fortaleza invisible lo encontramos en la propia narración. Han pasado varios años y ya no somos testigos de la historia de nuestro protagonista habitual sino de la de su familia, condenada al destierro vikingo por los pecados de un Thorgalausente. Desde la perspectiva de Aaricia, Loba y, sobre todo, Jolan, viviremos en primera persona sus vicisitudes en la dura vida del exilio, marcado, una vez más, por la alargada sombra de Kriss de Valnor y de su nuevo acompañante, el despiadado y sanguinario Shaïgan que da título a la saga…

 

 

Al igual que sucedía en la entrega anterior, estas cuatro historias vienen acompañadas de las portadas originales Rosiński, además de un extenso dossier final con bocetos, diseños, ensayos e ilustraciones del propio artista así como los imprescindibles textos del guionista y crítico de cómic Jorge García encargados de situar la obra en el contexto de su tiempo. Todo ello, como no podía ser de otra forma en este tipo de ediciones de Norma Editorial, presentado en un lujoso volumen en tapa dura y lomo reforzado capaces de aguantar todas las relecturas que sin duda le daremos mientras esperamos ansiosamente a la publicación del siguiente volumen de la colección, en el asistiremos a la culminación de la saga de Shaïgan.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *